Estudiar en España: una inversión a futuro que puede pagarse con un préstamo personal

0
221
Estudiar en España
Compartir

En el contexto económico actual, no sorprende que muchos jóvenes venezolanos estén buscando probar suerte en el exterior. Tanto profesionales recibidos como estudiantes avanzados ven en Europa un destino ideal para lograr un progreso profesional y personal que no podrían obtener en Venezuela, donde la situación de crisis lleva ya varios años.

Si bien lo ideal sería conseguir un contrato de empleo que permita mudarse al viejo continente con un ingreso estable, sólo unos pocos privilegiados logran que una empresa europea patrocine su visado para residir legalmente en algún estado de la unión. Por esta razón, una alternativa cada vez más utilizada por los estudiantes o jóvenes graduados es radicarse en Europa por estudios y continuar su vida allí una vez terminada la formación.

Mayores probabilidades de inserción

Estudiar en España puede ser una buena oportunidad para ingresar en el mercado laboral europeo. Como es habitual, los títulos españoles son mejor considerados por los reclutadores locales, porque tienen en claro la calidad de los recursos humanos que se forman en cada institución educativa. Cuando se trata de personas del extranjero, es mucho más complicado para una compañía verificar los conocimientos y aptitudes obtenidos en una universidad.

Por eso, hacer un posgrado o maestría en alguna casa de estudios española podría ser el punto de partida ideal para alguien que desea proseguir su carrera profesional en ese país. Muchos de estos programas incluyen también prácticas supervisadas, que permiten a los alumnos obtener experiencia laboral en el campo y formar vínculos estrechos con determinadas empresas incluso mientras están cursando los estudios.

No obstante, una barrera de entrada importante para un candidato de Venezuela es el alto costo que implica para un latinoamericano formarse en España. Más allá de que los cursos en sí no sean especialmente costosos, si se los compara con los ofrecidos en otros países del continente, se debe considerar además el costo de la vida allí, que implica el pago de un alquiler, el transporte y la comida.

¿Cómo financiar una carrera en España?

La forma ideal de costear los estudios en España es tener ahorros suficientes para al menos cubrir la matrícula del programa elegido y parte de la estadía en el lugar. Como los visados de estudiantes permiten llevar adelante una actividad económica, los estudiantes pueden complementar estos ahorros con un ingreso estable una vez que hayan fijado residencia en territorio español.

Pese a esto, la cantidad de dinero necesaria para solventar los gastos de los primeros meses en España supera holgadamente la suma de varios miles de euros. Sin ayudas adicionales, un venezolano promedio podría tener muchos problemas para hacer frente a este requisito.

Préstamos personales para estudios

La situación económica de muchos estudiantes en Venezuela está muy lejos de permitirles emprender la aventura de una formación en España. Por eso, es importante considerar otras fuentes de financiamiento que acerquen la posibilidad de realizar este sueño. Además, tal como se indicó anteriormente, esto puede ser una inversión muy fructífera a futuro y pagarse no sólo mientras se realizan los estudios, sino también al encontrar un trabajo lucrativo una vez finalizados.

En este sentido, los préstamos personales son un recurso útil para cubrir parte o la totalidad de la matrícula de un curso de formación. Solicitar un crédito de este tipo en España es muy sencillo, ya que puede hacerse en forma online y no se demandan muchos requisitos. Las entidades que los otorgan piden únicamente algunos datos personales y cierta documentación, como un DNI válido y una prueba de ingresos, además del destino de los fondos.

Con un crédito personal se pueden solicitar algunos miles de euros con un plazo de devolución de hasta dos o tres años. Esto hace que la carga de un posgrado o maestría en una universidad española se divida en un período más extenso, pagando una cuota mensual más accesible para el bolsillo de un estudiante. Sin embargo, como la tasa de interés de estos préstamos es alta, es importante endeudarse con responsabilidad.

Los préstamos personales pueden ayudar a un estudiante venezolano a empezar una nueva vida en España. Encontrar la oferta con el menor costo financiero puede ser el punto de partida para un futuro prometedor.

manzur ramadan dagga