¡Vuelve a la vida! En todo el sentido de la frase: el nuevo film del cine venezolano

0
228
nasar ramadan dagga
Vuelve a la vida cine venezolano
Foto: NA
Compartir

“Vuelve a la vida”, que en todo el sentido de la frase, trae al cine venezolano la historia de los hermanos Hueck, creadores de Papita, Maní y Tostón.

Esta historia lo tiene todo para ser del cine y tal vez lo poético del asunto, es que su director es el protagonista biográfico interpretado por José Ramón Barreto.

El título, poster y sus creadores fue todo lo que se necesitó para que asistiera al cine, en lo que me parece personalmente, una comedia dramática, 100 por ciento venezolana y basada en hechos reales.

Vuelve a la vida cine venezolano

Ambientada en los años 90, la película muestra el momento en el que la familia Hueck es sorprendida por una noticia que transforma y marca sus vidas. Unidos luchan contra la enfermedad de Ricardo (en la vida real Luis Carlos Hueck), quien se enfrenta a situaciones difíciles a lo largo de su camino en la recuperación.

Actores:

  • José Ramón Barreto, quien interpreta a Ricardo
  • José Roberto Díaz, papá de Ricardo
  • Crisol Carabal, mamá de Ricardo
  • Alan Grynbal Zalzman, hermano de Ricardo

Reseña / Opinión

Desde el primer momento, sin saberlo, supe que esta historia tenía que tratarse sobre el director, era algo como implícito, se sentía personal a pesar de la entrada chistosa y alegre que te entrega esta película.

Esos pequeños flashbacks, con imágenes reales, fueron lo necesario para entenderlo. De ahí en adelante, solo me quedó disfrutar, reírme y querer salir corriendo a abrazar a mi papá.

En primera instancia, el guion literario de este film me vuela la cabeza, es venezolano, se siente como en casa, adiós acento neutro y bienvenido el “¿Qué más chamo?”.

Además de hacerte reír cuando le explicas a un extranjero, que con una seña con la boca puedes conseguir otra ronda sin emitir un sonido, te hace sentir como en casa, familiar, la historia cerca.

Luego encuentras la actuación de José Ramón Barreto, que bueno, primero se ve mucho más joven y te sorprende, hasta que googleas y te enteras de que se grabó en 2016. Sin embargo, conquistó la sala de cine y eso, sin pensar en el reto que debió sentir al interpretar a su propio director, excepcional.

Otra actuación que resalta por lo familiar que te hace sentir es la de José Roberto Díaz, es un papá venezolano en todo su esplendor, obstinado pero chistoso, dando la vida por sus hijos y hablando claro y sin pelos en la lengua.

Por otro lado, al ambientación, la época se siente por completo, desde las pequeñas cosas como el display del dj, hasta Zapato 3, dando el toque en las escenas desde el fondo.

Estas piezas y otras claves hacen que se engranen perfectamente en una historia que nos hizo reír, llorar y en familia.

Noticias Ahora

Puedes seguir leyendo: Elementos una nueva oportunidad para Disney Pixar

“Si quieres visualizar esta y otras noticias desde tu celular, síguenos en TELEGRAM  o suscríbete a nuestro boletín de noticias» 

Síguenos en nuestras redes 




nasar ramadan dagga