El Papa Francisco canoniza a Mama Antula, la primera santa argentina

0
104
nasar ramadan dagga
Papa Francisco Mama Antula
Compartir

En una emotiva ceremonia celebrada en la Plaza de San Pedro, el Papa Francisco canonizó a la beata María Antonia de Paz y Figueroa, conocida cariñosamente como “Mama Antula”, convirtiéndola en la primera santa nacida en Argentina.

Centenares de peregrinos argentinos y de todo el mundo se congregaron para presenciar este hito histórico en la Iglesia Católica argentina. La ceremonia estuvo marcada por la alegría y la emoción, con cantos, bailes y muestras de fervor popular.

La ceremonia se extendió durante una hora y media. Entre los concelebrantes hubo varios obispos y cardenales argentinos que viajaron a Roma, como el arzobispo de Buenos Aires, José Ignacio García Cuerva, el arzobispo de Santiago del Estero -provincia natal de la santa- Vicente Bokalic, el obispo de Quilmes y titular de Cáritas, Carlos Tissera, y el arzobispo de Córdoba, Ángel Rossi, entre otros.

Milagros de “Mama Antula”

Para llegar a la canonización, la Iglesia Católica comprobó dos milagros realizados por intercesión de María Antonia de San José de Paz y Figueroa.

El primero de ellos se produjo en 1904, cuando una de las hermanas Hijas del Divino Salvador, Rosa Vanina, fue curada de una colecistitis aguda con shock séptico -enfermedad potencialmente mortal aún hoy- sin que la ciencia pudiera explicarlo cuando las beatas rezaron por su restablecimiento con reliquias de la santa.

El segundo de los milagros se trató de la curación de Claudio Perusini, un santafesino que había sido alumno de Jorge Bergoglio y en 2017 sufrió un accidente cerebrovascular que lo dejó en estado vegetativo. Los estudios señalaron que le produjo un ictus isquémico con infarto hemorrágico, coma profundo y shock séptico con fallo multiorgánico. Una tomografía indicó, además, un infarto extenso del tronco encefálico.

Para los médicos, no había cura posible: o quedaba así por meses, e incluso años, o moría en el corto plazo. Hasta que un amigo suyo, jesuita, llevó una estampita de Mama Antula al hospital Cullen, donde se encontraba, y le rezó pidiendo un milagro. Y se produjo: el cuadro de Perusini se revirtió totalmente.

Un legado de entrega y servicio

Mama Antula nació en 1730 en Santiago del Estero, Argentina. Desde joven, se dedicó a ayudar a los más necesitados, especialmente a los indígenas y a las mujeres marginadas. Fundó la Congregación de las Hermanas Terciarias Franciscanas de la Caridad, conocidas como “Antonianas”, que continúa su obra de caridad hasta el día de hoy.

 

Noticias Ahora

Puedes seguir leyendo: Papa Francisco reafirmó nuevamente la bendición a parejas homosexuales

“Si quieres visualizar esta y otras noticias desde tu celular, síguenos en TELEGRAM  o suscríbete a nuestro boletín de noticias» 

Síguenos en nuestras redes 




nasar ramadan dagga